La jueza supernumeraria a cargo del Primer Juzgado Penal Unipersonal de Barranca, Jéssica Shirley Camacho Peves, fue quejada ante la ODECMA de Huaura por haber ordenado la detención arbitraria de un anciano de 80 años de edad que padece demencia senil y arterioesclerosis.

La abogada defensora Eva Gomero Calderón manifestó su indignación ante esta medida que considera desproporcional y sumamente irregular en contra de su octogenario patrocinado, dijo ante nuestros medios que:»si bien es cierto que un imputado puede ser declarado reo contumaz, cuando no asiste a una audiencia de inicio de juicio oral, sin embargo, no se puede mencionar en los oficios de requisitorias que unicamente, la policía, puede poner a disposicion a un detenido en el horario de 8am a 4pm, porque eso resulta inconstitucional, aún cuando eso se acomode al horario de trabajo del juzgado, porque a su vez perjudica gravemente la libertad del imputado, más aún considerando su edad y su delicado estado de salud del procesado, por ello, una vez detenida una persona por contumacia, la policía debe poner a disposición inmediatamente del juzgado para que se fije fecha de audiencia, se le notifique en el acto e inmediatamente recupere su libertad» dijo la abogada.

Sin embargo,el policia brigadier Leonardo Celestino, valiéndose de esa anotacion inconstitucional en los oficios de requisitorias pretendió que el anciano pase la noche en la [fría y pestilente] carceleta de la policia plagada de roedores, poniendo en riesgo la integridad fisica de su patrocinado, negándose en todo momento [dicho efectivo policial] a ponerlo a disposicion del juzgado.

Fue así que la abogada tuvo que interponer una demanda de habeas corpus en favor de su patrocinado para lograr su libertad, siendo liberado pasada las diez y media de la noche, con el compromiso de asistir al día siguiente a primera hora al juzgado de la Dra. Jessica Camacho Peves, para ponerse a derecho.

Pero, ocurrió que el día siguiente – Viernes 24, la jueza antes nombrada se negó atender al anciano y le mandó a decir con su asistente Ronald Soberon Vizacarra, que retornara el día lunes próximo porque tenía una agenda muy recargada, y por eso no podía fijar una fecha de audiencia, pero con el riesgo de que el anciano pueda ser detenido nuevamente por la policía por la orden de contumacía que aún se mantenía vigente. Es por ello que la abogada se vio en la necesidad de recomendarle que no salga de su casa durante el fin de semana, porque podía ser detenido nuevamente. «¿osea ordena su detención para que se ponga a derecho, y cuando se pone a derecho no lo quiere atender?» dice la abogada en su denuncia, señalando además que tampoco se levantó un acta para dejar constancia del apersonamiento del imputado.

Aunado a ello, el día lunes 28 de mayo, antes de poner a derecho a su patrocinado, la abogada Eva Gomero interpuso una queja verbal ante ODECMA de Huaura contra la jueza Jéssica Camacho por haber propiciado este abuso contra este adulto mayor (colocar restricción de horarios en los oficios de requisitorias, y por no haber atendido a su patrocinado el día viernes anterior). Luego, pasado el mediodía, la abogada se apersonó nuevamente ante el despacho de la juez quejada, para poner a derecho a su patrocinado, sin saber la abogada que mientras ellos esperaban ser atendidos, la jueza había ordenado llamar a la policía, y al momento de entregarles la notifición con la nueva fecha de audiencia el anciano volvió nuevamente a ser arrestado.

«La magistrada ordenó la detención de mi patrocinado en represalias contra mi persona, porque minutos antes yo había presentado una queja contra ella en la ODECMA, y para colmo fijó fecha de audiencia para ese mismo día a las 5:00 pm, cuando la ley señala que debe mediar por lo menos tres días para la notificación de una audiencia judicial», dijo la abogada, enfatizando que la jueza Jéssica Camacho Peves hizo todo esto con la finalidad de dejar en indefensión a su patrocinado y así poder condenarlo en tiempo célere, pues la jueza habría perdido objetividad e imparcialidad por completo.

La queja escrita contra la magistrada Jéssica Camacho Peves y contra el especialista Ronald Soberón Vizcarra ya está en el despacho de la ODECMA, y la abogada ha señalado que llevará personalmente esta queja ante la OCMA y ante el mismo presidente del Poder Judicial, Jorge Luis Lecaros Cornejo.

Quejan a jueza Jéssica Camacho Peves por abuso de autoridad.

La abogada Eva Gomero Calderón denuncia públicamente a la jueza supernumeraria a cargo del Primer Juzgado Penal Unipersonal de Barranca, Jéssica Shirley Camacho Peves, por haber ordenado la detención arbitraria de un anciano de 80 años de edad que padece demencia senil y artereosclerosis.

Posted by Barranca Perú on Tuesday, May 28, 2019